462

Los cortes de luz y caídas de tensión eléctrica por las altas temperaturas pueden afectar el funcionamiento de los ascensores, un transporte fundamental en las ciudades, y que en el país trasladan a 9,5 millones de personas por día (en Córdoba, unas 600.000 a través de 10.000 equipos instalados), entre las que se encuentran embarazadas, ancianos, niños pequeños y discapacitados, que necesitan de estos equipos para su accesibilidad y circulación.

La Federación de Asociación y Cámaras de Ascensores de la República Argentina (Facara) alertó que, ante situaciones de emergencia, es preciso mantener el uso responsable para evitar accidentes, ya que los usuarios se encuentran con situaciones que muchas veces ponen en riesgo su seguridad. Cortes o baja tensión En estas situaciones, se recomienda: No tomar el ascensor si se detectan altas y bajas constantes en la tensión o en la iluminación del lugar donde se encuentra. No tomar el ascensor si se encuentra con carteles indicativos de “No utilizar” o está bloqueada la entrada para restringir su uso, o sin luz en su interior. No utilizar la escalera mecánica si está detenida o con algún tipo de elemento que bloquea su acceso, aunque se encuentre funcionando. Antes de llamar al servicio técnico, confirme con el encargado la existencia de la tensión completa y adecuada de todo el edificio, ya que si algún sector se encuentra sin luz, es señal de falta de fase y, en estos casos, no pueden funcionar los ascensores. Ante la duda, y para determinar el estado de tensión de entrada de su edificio, contáctese con el encargado para que realice las verificaciones necesarias y llame a la empresa proveedora de electricidad. Reglas básicas Antes de ingresar, asegurarse de que el ascensor esté al nivel del piso. Respetar la capacidad máxima de carga. No detenerse entre las puertas del ascensor. No introducir las manos o pies entre las puertas tijeras. Si el ascensor se detiene fuera de los pisos, no tratar de descender por los propios medios; se debe pulsar la alarma y esperar. Nunca intentar forzar las puertas. No hacer movimientos bruscos dentro de la cabina. Para el mantenimiento del ascensor, contratar a una empresa responsable. Los niños deben viajar siempre acompañados de un adulto y alejados de las puertas. Los menores deben descender siempre delante de quienes los acompañan. En un encierro “Todos los usuarios deberían saber que si un ascensor se detiene por alguna falla técnica, corte de luz, o problema de apertura de puertas por la cerradura, el lugar más seguro para permanecer es dentro de la cabina, esperando la llegada del personal especializado para su auxilio”, señaló Norberto Rinaldi, ingeniero mecánico y miembro del Comité Permanente de Seguridad de Facara. “Para ayudar a disminuir la ansiedad, es importante que el equipo cuente con luz de emergencia, alarma de llamada y, en la medida de lo posible, con medio de comunicación como puede ser un sistema de portero eléctrico o intercomunicador”, añadió. Por su parte, Sebastián Altamiranda, ingeniero civil y miembro de la entidad, recomienda: Desde afuera del ascensor: No rescatar a las personas atrapadas, sino llamar a la empresa de mantenimiento para su auxilio y, mientras llega, calmar a la persona que se encuentra encerrada mediante el diálogo. Desde el interior del ascensor: No intentar salir por los propios medios, forzando la puerta. Mantener la calma. Los nervios agravan la situación. La ansiedad es contagiosa y mala consejera. Si uno se encuentra encerrado con otra persona, tiene que tener en cuenta que el nerviosismo se transmite y empeora el escenario. Estructurar el tiempo. Es muy importante enfocarse en temas que interesan y generan placer. La mente necesita pensar y resolver algo agradable, no evocar recuerdos fugaces. Lo recomendable es realizar tareas mentales, tratar de resolver algún problema concreto de nuestra vida o planificar proyectos. Por ejemplo, imaginar el próximo partido de fútbol que se va a jugar, idear una receta para agasajar a alguien, intentar solucionar problemas matemáticos o pensar en un cuento, forman parte de los temas “distractores” que se sugieren para pasar el rato hasta que la empresa de mantenimiento solucione el problema. Respirar pausado. La respiración diafragmática, que consiste en inspirar profundamente, (empujando el diafragma hacia abajo) y exhalar lentamente, permite disminuir el ritmo cardíaco y respiratorio y restablecer la calma a nivel físico, primero, y luego a nivel emocional. Además, se evitan mareos y los síntomas propios de la ansiedad, como taquicardia, sensación de desmayo, de asfixia o falta de aire. El humor como herramienta. Es el mejor remedio para desdramatizar la situación y no desesperarse. Tener en cuenta que, aunque el tiempo parezca interminable, la situación es pasajera y luego se convertirá en una anécdota. Es necesario comprender estos puntos y comunicarlos al grupo familiar y conocidos. El ascensor es un medio de transporte que ha innovado tecnológicamente de manera constante con el fin de contribuir a mejorar la calidad de vida de las personas, pero l os accidentes siguen ocurriendo y, en su mayoría, son por negligencia o imprudencia del usuario, por lo cual la atención a las normas de seguridad y tomar las precauciones del caso, son las principales herramientas. Fuente

- A la hora de elegir una vivienda nueva, asesorarse con una compañía inmobiliaria que tenga trayectoria en el mercado. Mudarse es una de esas decisiones importantes de la vida, por lo cual vale la pena pagar un poco más y asegurarse un trato sin fisuras ni sorpresas de último momento. - Cuando llega el día de la mudanza, muchas personas, por falta de tiempo o desorganización, dejan muchos de sus efectos personales sueltos. Eso propicia el extravío o el inconveniente de no encontrar algo en el momento en que se lo busca. Utilice cajas para los objetos duros y bolsas de consorcio para ropa, sábanas, toallas, etc. Etiquete todos los bultos. Puede tardar hasta ocho semanas en terminar de desempacar y así le resultará más sencillo encontrar los objetos embalados.

- Siempre es aconsejable contratar a una empresa o persona de confianza para hacer efectiva la mudanza. Es sólo para tener más seguridad al momento en que su casa se llena de gente que viene y que va, llevando cosas de gran valor material y sentimental. - La organización también incluye la venta de ciertos objetos que consideremos no esenciales. En este mismo orden, también sería oportuno regalar o tirar ropa en desuso, bienes sin utilidad, etc. - Dar una última revisión cuidadosa, luego de vaciar su casa. Generalmente la gente siempre olvida algo y es mejor revisar con cuidado que tener que regresar. - Tener en cuenta todos los trámites a realizar en virtud del cambio de domicilio. Es bueno hacer una lista con tiempo para ir tachando uno a uno los ítems a medida que vamos cumplimentándolos a fin de no olvidarnos de nada (tarjetas de crédito, servicio de cable, obra social, internet, seguro, etc.). - Asegurase de que la nueva vivienda esté en condiciones para el uso cómodo. Verificando el estado de tuberías, instalaciones eléctricas y demás. - Embalar bien aquellos objetos que pudieran dañarse en el viaje y seguir las recomendaciones de traslado de electrodomésticos como sugieren los manuales (heladeras y lavarropa por ejemplo). - En caso de tener  un perro como mascota, se suele recomendar que ingrese a la nueva vivienda aún sin muebles y dejarlo que elija un lugar donde recostarse, se dice que se ubicará en un espacio energéticamente positivo de la casa que podremos identificar para aprovecharlo al decidir la distribución de los muebles (por ser un lugar propicio para el descanso en lo posible ubicar allí, una cama o sillón).
Cuando usted decida adquirir un préstamo hipotecario para la vivienda será de gran ayuda si antes de concretar la operación, dedica algún tiempo a comparar las opciones más convenientes del mercado. Precio y términos de una hipoteca pueden ser negociables, por lo tanto será importante conocer el costo total que implica el obtener el préstamo a fin de ahorrar significativas sumas al negociar con una entidad crediticia. Algunas claves para tener en cuenta: • Obtenga información de múltiples entidades: Son muchos los organismos públicos y privados que ofrecen este tipo de créditos para adquirir propiedades. Cada uno de ellos podrá cotizar distintos precios sobre idénticas propiedades, contar con tasas de intereses diferenciadas, entre otras variantes. No se apresure, evalúe punto por punto las ofertas. • Conozca todos los costos: Ud. deberá conocer al detalle cuánto puede pagar como pago inicial y averigüe todos los costos del préstamo. No es suficiente conocer la cuota mensual o la tasa de interés únicamente. Recuerde que puede haber costos de honorarios, sellados, etc. También será importante que sepa claramente a qué tasa de interés está accediendo: fija, variable, mixta, etc. Compruebe si podrá realizar pagos anticipados y con qué valores. • Consiga el acuerdo más favorable: Cuando haya decidido en qué institución solicitará el crédito recuerde que se trata de un acuerdo negociable para ambas partes. Trate de obtener las condiciones que mejor se ajusten a sus posibilidades. • Sea honesto sobre su realidad económica: Si en algún momento de su vida, cuestiones singulares como una enfermedad o la pérdida temporal de un empleo le impidieron cumplir en tiempo y forma con compromisos contraídos, infórmelo a la institución donde solicita su crédito. Su historial de crédito sólo refleja sus hábitos de pago, pero no consideran las situaciones excepcionales que pueden haber dado lugar a alguna observación contraria. Esto no debería ser impedimento para que Ud. acceda a un préstamo hipotecario. • Infórmese sobre la propiedad que va a adquirir: Compruebe la titularidad del vendedor mediante una copia de la escritura de la propiedad. Sepa si posee cargas mediante una nota simple al Registro de la Propiedad solicitando un informe. Asegúrese que la vivienda no está alquilada o en caso de estarlo, la vigencia del contrato. Infórmese sobre a quien le corresponde pagar los gastos determinados por la operación. Tal vez todas estas averiguaciones le lleven tiempo pero podrán ahorrarle ingratos momentos. • Ejerza sus derechos: Ud. tiene derecho a elegir el escribano que tendrá a su cargo la escrituración de la propiedad adquirida y podrá solicitar una copia del contrato de préstamo durante los tres días hábiles anteriores a la firma para su estudio detallado. Haga uso de estos derechos a fin de conocer con precisión las obligaciones que asumirá con la entidad crediticia. No dude en consultar todo aquello que no comprenda tantas veces como sea necesario. Fuente: www.creditos-hipotecas.com.ar
-Si piensa retirar dinero de una entidad, no debe divulgar esta información. Tampoco los días y horarios en que va a realizar la operación ni el lugar donde se realizará. Es fundamental evitar las rutinas, es decir, no retirar siempre un día determinado en un mismo horario cada semana. -Ir acompañado. Es recomendable que alguien de su absoluta confianza lo acompañe a retirar el dinero, de preferencia una persona de sexo masculino. -Intentar utilizar las casas matrices de los bancos y no sucursales alejadas para realizar el retiro. Si bien algunas entidades cobran comisión por no retirar el dinero donde originalmente se lo depositó, de esta manera uno hace la operación en una zona más protegida y con más movimiento. -Prestar atención a las motos encendidas en las cercanías de la sucursal o a vehículos en idénticas circunstancias -Prestar atención a la gente dentro de la sucursal. En caso de notar un comportamiento extraño, notificar al personal de seguridad -No avisar de antemano al banco que va a retirar dinero -No utilizar el lugar que algunas sucursales tienen destinado para que clientes cuenten dinero en efectivo. Muchas veces el ingreso a estos recintos sirve para ser marcados automáticamente, por más que el monto a retirar sea mínimo -Al guardar el dinero, si Usted está acompañado, es recomendable dividir el dinero entre esas personas, de manera que si es víctima de un robo, no perderá la totalidad del dinero. Si está solo, es preferible guardar el dinero no en una sola ubicación y distribuirlo en bolsillos, maletines y otros lugares -Al salir del banco, observe bien el panorama para detectar movimientos raros o personas que ya haya visto antes de entrar. -En caso de utilizar un taxi o remis, evitar tomarse uno en la puerta de la sucursal de la entidad donde se realizó la operación ni en lugares cercanos a la misma. -Mientras se aleja del banco, observe si está siendo seguido por alguien. Si tiene sospechas, llamar al 911 de inmediato. -Tener pensado y diagramado de antemano el camino de vuelta. Tener preparadas las llaves (tenerlas a mano) antes de ingresar al domicilio de manera que este trámite sea lo mas rápido posible. Existieron casos de robo por demoras en el ingreso derivadas de este motivo. -En caso de sumas elevadas (por ejemplo compraventa de un inmueble), evaluar la contratación de custodios o el alquiler de un transporte de caudales. Muchas veces por ahorrar en esto, se termina perdiendo todo. -Si en la entidad le indican que debe volver al día siguiente porque no tienen disponibilidad, exija que la entidad le deje constancia por escrito de esta negativa. Fuente: Zona Bancos
Desde hace tiempo, los inmuebles son una de las reservas de valor más elegidas por los argentinos. Por eso hoy, quienes piensen invertir en inmuebles, deben saber que no es fácil encontrar grandes oportunidades, como pudo haber sucedido después de la devaluación y hasta el año 2006-2007. Hoy, el inversor debe estar informado y tener un conocimiento más profundo del mercado si quiere hacer un buen negocio. De esta manera, según dice José Rozados, director de Reporte Inmobiliario, ya no hay que buscar tanto por zona o barrio, sino por nichos de oportunidades. "Hay que ver los valores de reposición (cuánto saldría construir en esa zona sumado el costo de la tierra). Todo lo que pueda obtenerse por debajo o igual a ese valor conviene". Claro que existen ciertos barrios que, si bien son los más caros, también son los que mejor funcionaron en todas las crisis, resguardando el valor de la inversión y, además, facilitando la salida de la inversión. En las zonas premium, las apreciaciones de los inmuebles pueden superar a la inflación. También cuando uno quiere salir de la inversión es más fácil. Por otro lado, una buena opción para aquellos que no tienen todo el cash para invertir, pero sí buenos ingresos mensuales, son las inversiones de pozo, la mayoría de ellas, a través de fideicomisos. Ricardo Theller, investigador del Instituto de Economía de la UADE, dice que cuando se compra en el pozo se debe mirar la reputación del desarrollador y, además, aconseja ir a ver otros edificios que ya haya realizado, para ver la calidad de la obra. Fuente: Terrenos y quintas
Este es uno de los pasos más difíciles de dar, sobre todo por la situación económica por la que atraviesa nuestro país, pero si estás en condiciones de dar este paso,  es bueno que sepas algunas cuestiones. Lo primero que tenés que hacer es asesorarte para ver cómo esa casa se ajusta a tu presupuesto. ¿Cómo saber hasta cuánto puedo comprar o invertir? ¿Qué hay que hacer para solicitar un préstamo hipotecario?
Historial de crédito
Un buen historial de crédito, con un bajo nivel de compromisos financieros sería lo ideal. Cualquiera que sea tu situación, si tenés un alto nivel de deuda deberás reducirlo. Es muy importante que comiences a pagar tus cuentas a tiempo y de manera completa. Si necesitás un año para reducir tus deudas, dejá de buscar casa y dale prioridad a la planificación de tu presupuesto para acelerar el saldo de aquellas deudas que están afectando tu capacidad de cualificar. También tenés que comenzar de inmediato un plan de ahorro.
Ingresos
Los ingresos y la estabilidad de ingresos son muy importantes para este proceso. ¿Has conservado el mismo empleo durante por lo menos dos años? A la hora de cualificar para un préstamo hipotecario, el tener un ingreso estable te ayudará a ser considerado de manera más favorable pues representás un riesgo menor para la institución financiera.
Cambiá tus hábitos
Mantené un control de tus finanzas e ingresos. Solicitá la ayuda de expertos en finanzas para preparar un buen programa de planificación financiera, ya que esto te ayudará a preparar un programa de ahorro. Te recomendamos que coloques ese plan en un lugar donde lo puedas ver cada día. Abrí una cuenta de ahorros para poder tener un buena reserva para la compra de tu propiedad y hasta comprar algunos enseres o gastos imprevistos que se te presenten. Recordá realizar depósitos regularmente, sin importar cuán pequeños sean. Mantené tu libreta de cheques con un balance positivo. Aprendé a simplificar tus gastos. Verificá de qué lujos podés prescindir para aumentar aún más tus ahorros. Recordá que tu presupuesto debe incluir las partidas que destinas para cada detalle, desde lo que pagas por servicios de televisión por cable, hasta tus gastos en teléfonos celulares, notebook, libros y música. Para bajar tu nivel de gastos imprevistos: abandoná el centro comercial y comenzá a comprar en almacenes de descuento o visitá las tiendas de consignación si necesitás ropa y mobiliario. Para artículos más básicos, buscá las ofertas: escogé las tiendas más económicas y aprendé a comparar precios. Si tenés varias tarjetas de crédito, consolidalas. Utilizá las tarjetas que tienen el interés más bajo. Así, te vas a sentir menos tentado a comprar y ahorrarás en tarifas y cargos anuales. Recordá que el proceso de precualificación te ayudará a saber dónde estás parado en términos de tus finanzas. Fuente: Oriental.
El cambio climático constituye actualmente la mayor amenaza ambiental de este siglo. Hoy en día esta preocupación se extiende a escala gubernamental, científica y empresarial. Pero todos podemos contribuir con el cambio gradual de nuestros hábitos desde el consumo y los modos de vivir. ¿Qué tipo de ventanas tienen en su casa? Existen, sistemas de ventanas de PVC con tecnología y diseño que permiten ahorrar energía. Por eso ahora actuemos y ahorremos más energía. El Instituto Nacional de Tecnología Industrial nos acerca las cifras de consumo de los artefactos de climatización. Estos datos se encuentran expresados en kilowatt-hora, el consumo de electricidad mensual. Por ejemplo, Un aire acondicionado de 3500 frigorías tiene un consumo de 96, 75 (kWh), un ventilador de techo tiene un consumo de 10,8 (kWh) y uno portátil consume 5,4 (kWh). El consumo de los acondicionadores de aire se podrá ver disminuido si contamos con un sistema de ventanas que tengan un cerramiento hermético y que aísle acústica y térmicamente nuestra vivienda. Hay sistemas de ventanas que reducen el consumo energético de una vivienda en un 37% y son 25% más eficaces en su aislamiento acústico.

Por otra parte, el aire acondicionado es uno de los equipos de mayor consumo energético en el hogar. El INTI nos provee de algunas recomendaciones para contribuir al ahorro energético: -Regule la temperatura del acondicionador de aire de tal manera que sea constante y cuando se encuentre el ambiente frío, prender el ventilador es la mejor opción. -Una vez al año revise con un técnico calificado si la unidad necesite gas refrigerante, esto asegura el correcto funcionamiento del artefacto. Un acondicionador que tienen dos o más años sin mantenimiento, consumen el doble de energía. -Limpie el filtro de aire cada 15 días. Si no realiza la limpieza provoca que el motor trabaje sobrecargado y se reduce su vida útil. -Mantenga las habitaciones cerradas mientras esté funcionando el acondicionador de aire. Revise el correcto cerramiento de los sistemas de aberturas. Fuente: Clarín Inmuebles.
Sin importar el tamaño de tu habitación, los lugares de almacenamiento son importantes para maximizar el espacio disponible. Las habitaciones a menudo pueden desordenarse con todas las cosas que podés tirar alrededor: ropa, accesorios, zapatos que van a parar al suelo en vez del closet. Una habitación ordenada te asegurará mejores noches de sueño y la seguridad de encontrarlo todo sin desperdiciar el tiempo.

Antes de comenzar a organizar tu habitación, revisá tus pertenencias y tratá de conservar sólo lo que realmente uses y necesites. Doná o reciclá todo aquello que te sobre, limpiá tu closet para traer prosperidad y sobre todo, orden. Hecho esto, es hora de optimizar los lugares de almacenamiento.

Hay muchas formas de mejorar la forma de guardar tus pertenencias. En primer lugar, la cama es una excelente opción. La mayoría de las camas poseen espacio debajo de ellas que pueden ser excelentes lugares para organizar objetos y ropa que no necesites todo el tiempo, como la ropa de invierno y zapatos. En el mercado vas a encontrar cajas, bolsas especiales de todos los tamaños creadas especialmente con este propósito. Las mesas de luz con cajones y repisas son perfectas para disponer en ellas esos objetos que solés utilizar en tu cama: libros, lentes, toallas de papel y hasta medicamentos.

Aprovechá el espacio vertical, no sólo el horizontal. Sacá el máximo partido a tus paredes disponiendo estantes y repisas flotantes, para maximizar el espacio libre en el suelo. Utilizá repisas pequeñas para objetos como perfumes y joyeros, liberando la superficie de las mesas. Aprovechalo también para tus libros, objetos de colección, etc. Construir unas repisas desde el techo hasta el suelo y luego emplear cajas de almacenaje es otra idea fabulosa para aprovechar el espacio en las paredes.

Mantener tu habitación ordenada no tiene que suponer una inversión elevada. Hasta cajas de cartón cubiertas con un lindo papel hará el trabajo. Implementá unos pocos cambios y notarás la diferencia en el orden y aprovechamiento del espacio de tu habitación. Fuente: Estilo y Deco.
Pocas cosas me son tan placenteras como poder leer cómodamente en un rincón del hogar, con una buena taza de te y algunas galletitas. Leer o estudiar requieren un ambiente especial, apartado, en el que se respete el silencio y el orden necesarios para garantizar nuestra concentración, de allí la importancia de crear un espacio de lectura en casa que condense en sí todo lo necesario para disfrutar esta actividad. No necesitás mucho, aquí te enseñamos cómo hacerlo.

Buscá el lugar ideal. Un pequeño rincón en la sala, ese espacio donde toda la familia puede compartir; o en tu habitación son perfectos para crear tu espacio de lectura. Tratá que esté lejos de la zona visual del televisor o cualquier elemento distractor; del mismo modo, debe estar alejado del área de más tráfico en tu hogar, pues de este modo no tendrás interrupciones involuntarias.

La iluminación es esencial, ojalá sea natural. Si no podés ubicarlo cerca de una ventana, entonces, utilizá una lámpara de mesa o pared que no ocupe mucho espacio en el suelo.

Encontrá la comodidad en un buen asiento. Hay sillas especializadas para esto, pero una sencilla con algunos almohadones puede funcionar bien. Pensá en agregar una mesilla que sirva para apoyar tus libros, papeles, lentes o alguna bebida para disfrutar mientras leés. Otros elementos decorativos como plantas son opcionales, lo más importante es que impregnes este lugar con objetos que reflejen tu personalidad y te envuelvan en un aura de paz, armonía y tranquilidad. Fuente: Estilo y Deco.
Tener un rincón íntimo donde comenzar el día, donde sentarse con una taza de te o café y disfrutar de una comida sencilla pero importante es una forma simple de hacer de la decoración de nuestro hogar una parte fundamental que contribuya con el buen humor y el impulso para comenzar el día. Si deseas crear tu rincón para desayunar, te damos algunos consejos.

Ubicación: El lugar típico para los rincones para desayunar es justo al lado de la cocina o en la ventana del comedor. De todas formas, pueden instalarse en cualquier habitación en la que te sientas cómodo, así que no temas aprovechar ese rincón olvidado junto a la ventana. Iluminación: Es ideal que los rayos de una brillante mañana bañen la mesa mientras desayunas. Busca que la habitación tenga una orientación hacia el este, sureste o noreste para que aproveches los rayos del sol. En caso de que no puedas, una iluminación cálida pero brillante es la más adecuada. Asegurate de disponer de una luz tenue, si planeás usar el espacio durante la noche.

Colores: Dicen que los colores cálidos aumentan el apetito. Así que tonos como el amarillo, rojo y blanco son magníficos. Sin embargo, si deseas utilizar colores que contrasten o complementen con el resto de la decoración, no te detengas. Si a través de la ventana tenés un paisaje lleno de verde y flores, podés integrar esos tonos en tu decoración.

Muebles: No hay ninguna limitación al elegir los muebles perfectos. Elegí aquellos que destaquen y que, al mismo tiempo, combinen con el resto de la habitación. Naturalmente, necesitarás mesa y sillas, pero si lo deseas, puedes instalar una banqueta adosada a la ventana, para aprovechar la luz y el espacio. Si el espacio es tu problema, las mesas y sillas altas son la opción perfecta.

Accesorios: Utilizá accesorios decorativos para personalizar y hacer aún más atractivo tu rincón para desayunar, cortinas, almohadones, flores, manteles, algún cuadro o fotografía e incluso un arreglo con frutas y flores en el centro lucirán perfectos y agregarán tu personalidad al espacio.