SESA Select, perteneciente a Randstad, el segundo grupo más grande a nivel mundial en servicios de Recursos Humanos, dio a conocer los resultados del Workmonitor, un informe trimestral que releva las expectativas, estados de ánimo y comportamientos de los trabajadores de 26 países, incluido Argentina. El estudio señala que el 81,5% de los trabajadores del país confía en encontrar un nuevo empleo en los próximos meses si quisieran cambiar de trabajo. Este resultado indica un aumento del 2,51% en la confianza de la dinámica del mercado laboral respecto a la medición anterior del Workmonitor, en junio de este año. El optimismo con el que los trabajadores ven el mercado laboral no es solamente una sensación sino que en varios de ellos se ha convertido en una realidad, ya que el 13,1% indicó que logró cambiar de empleo en los últimos 6 meses. A pesar de esta percepción positiva sobre la movilidad del mercado laboral, sólo el 14% de los trabajadores consultados asumieron estar realizando una búsqueda activa para cambiar de empleo, lo que indica una disminución del 17,6% en relación a junio pasado. Un factor que puede contribuir a la desaceleración de la búsqueda de un nuevo empleo es la proximidad de las vacaciones estivales ya que al cambiar de empleo en los últimos meses del año el trabajador pierde los días de vacaciones correspondientes al empleo que abandona. Entre las principales razones indicadas para cambiar de trabajo se encuentran la búsqueda de mejores condiciones de empleo (34%) y los deseos personales de enfrentar nuevos desafíos (31%). Detrás quedan las ambiciones vinculadas a la carrera profesional (19%), la insatisfacción con el empleador (19%), las causas personales (19%), las causas organizacionales propias de la empresa (13%) y, por último, la pretensión de escalar posiciones directivas (9%). “La búsqueda de mejores condiciones de empleo y los deseos personales de enfrentar nuevos desafíos como motor para la rotación de empleo es la causa que prevalece desde que comenzamos a hacer este estudio. Si consideramos que, desde hace tiempo, cuando se evalúan las variables para elegir un empleo ya no solo se tiene en cuenta el factor salario sino otros como el ambiente laboral, el horizonte de crecimiento que ofrece la compañía y su oferta de capacitación, es lógico ver que la movilidad laboral se relacione fuertemente con las posibilidades de desarrollo de carrera y la capacitación profesional que proponen las empresas a los empleados”, sostuvo Andrea Avila Directora Ejecutiva de SESA Select. Fuente: Punto a Punto Online.